Visitando Quinoa Café

Quinoa es un café-restaurante que cuenta con 3 locales (todos en San Isidro), yo visite el de Av. Pardo y Aliaga 664, el único que abre de Lunes a Domingo. A pesar de que fui un domingo a la 1 de la tarde pude conseguir una buena mesa, puesto a que no había mucha gente.

Fui con mis papás, al llegar nos sentamos en una mesa cerca a la cocina, la cual es visible para los consumidores. Eso me pareció buenísimo, porque al ser un restaurante de comida saludable los clientes pueden ver como preparan sus comidas y a pesar de que la cocina estaba cerca a la mesa no habían malos olores.
En la entrada de Quinoa había una mesa con productos saludables para comprar y llevar (mantequilla de maní natural, galletas sin gluten, kale chips, chocolates orgánicos, etc). Algo que me llamo la atención fue que en las paredes del pasillo, que están afuera del baño, habían datos curiosos sobre alimentos. Además, en los individuales había información sobre alimentos sanos y naturales con una tabla nutricional.

Cuando me entregaron la carta pude notar que había mucha variedad de platos y que también ofrecían desayunos. Algunos platos tenían un símbolo al costado, que significaba si eran veganos, vegetarianos, gluten-free, ricos en omega 3 o si eran favoritos. Creo que es una buena idea, porque hoy en día existen personas que llevan dietas difierentes y tienen que estar preguntando si lo que piden va de acuerdo con su estilo de vida, en cambio en Quinoa; por ejemplo, si eres vegano buscas los platos que tengan una V al costado.


Foto: Facebook de Quinoa

Después de revisar la carta, decidimos pedir unas Bruschettas de Salmón y Palta como entrada, o como dicen en Quinoa “abre bocas”. Las prepararon rápido, incluso llegaron antes que las bebidas,  me pareció que las tostadas pudieron ser un poco más grandes, pero el sabor lo compenso. El pan era ciabatta integral y estaba suavecito, y la textura de la palta estaba perfecta.
Luego de terminar la entrada llegaron las bebidas, mi mamá se pidió un Extracto Depurativo este estaba hecho de manzana, zanahoria y apio. Mi papá se pidió un Shot Inmunológico, el cual me pareció un poco caro, porque por cuatro soles más te podías tomar un vaso de extracto o un smoothie.

Como plato de fondo yo me pedí el wrap La Rosé, tenía salmón ahumado, lechugas orgánicas, tomate, choclo, ajonjolí, palta y palmitos con vinagre de finas hierbas. Yo no soy muy fan de los aderezos, prefiero comer todo simple, pero la combinación de las verduras, el salmón y la vinagreta fue increíble, con razón estaba marcado como favorito. Definitivamente lo volvería a pedir, estaba 25 soles y la porción es perfecta, terminé satisfecha.
Mis papás se pidieron los famosos quinua bowls, el chaufero (con huevo, pollo, sillao, brócoli, frijol chino, sillao) y el proteico (pollo, espinaca, pesto, queso parmesano con aceite de oliva) ambos tenían mix de quinua orgánica. A mi no me gusta la quinua, pero probé el proteico y estaba buenaso. En cambio, el chaufero me pareció un poco seco, creo que le falto un poco más de sillao.
Para cerrar la comida deliciosa y saludable decidimos pedir algo dulce para compartir, porque estábamos un poco llenos. Pedimos una torta de choclate sin gluten y sin lactosa, estaba húmeda y chocolatosa a mi me gustó, pero si te gustan los postres super dulces quizás te parezca un poco amarga.

Después de esta experiencia, Quinoa se ha convertido en uno de mis restaurantes favoritos, muero por volver y pedirme el wrap La Rosé, definitivamente es un must si es que van a almorzar. Lo único que recomendaría para mejorar es que las bebidas lleguen primero, antes que cualquier plato de comida e incluir postres veganos, porque en la carta no figuraba ninguno. Pero si me encantaría regresar también para probar el desayuno. Además, como la carta tenía demasiada variedad se que volveré seguido. Y si no son fans de la comida sana denle una oportunidad, mis papás me pusieron mala cara cuando les dije para ir, pero salieron contentísimos y satisfechos, es más también dijeron para repetir la visita. Lo que si les recomiendo es ir los fines de semana, ya que en la semana, especialmente a la hora de almuerzo, se llena, pues asisten muchas personas que trabajan por la zona.

Foto: Facebook de Quinoa

Web
Instagram

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *